viernes, 29 de julio de 2016

UNA VEZ AL AÑO

Recién caído el sol sobre Ayamonte, buscando la salida que me lleva al camino de Isla Cristina. En un interminable goteo de coches que entran por el puente de la Ría, al fin de semana algunos, otros a iniciar su agosto de sombrillas y baños. Así seguí hasta una parada anual para mí, la que hago en mis vacaciones en el bar la curva, justo una curva antes del puente mencionado. Bar de gente de mar, conversaciones circunspectas con tono de tasca antigua. Cerveza fría, Cruzcampo y a 1€, y una tapa que siempre sorprende. Este año patatas alioli, con un alioli suave y sabroso y unos trozos ideales para una tapa así. Dos pescadores hablaban entre ellos.
— Podrías presentarte al pograma ese de la tele.
— ¿Cual al Salvame?'
—Ira er tio, ar que está ahora en la tele, er fenómeno fan.
— Fenómeno tu que como no te cortes las uñas de los pies acabas en pelo pico pata.
—...talamierda.
Y allí se quedaron hablando de sus cosas o día del fin del mundo que quedó en nada, como iba a acabar con esas conversaciones y esas tascas que tanto aportan. Ya veremos con que tapa me sorprenden en 2017 y sobre todo si el pescador se habrá cortado las uñas de los pies.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada